Barra de vídeo

Loading...

CUIDADO DE LOS CULTIVOS En el sistema de substratos sólidos: Escardas:

CUIDADO DE LOS CULTIVOS
En el sistema de substratos sólidos:
Escardas:
En el sistema de substratos sólidos, al aplicar diariamente los riegos y con el
paso del tiempo se van formando costras sobre su superficie que impiden que
el aire penetre en sus espacios porosos, limitándose así la toma de agua y
alimentos. Para evitarlas, se rompe la costra en la parte superficial (dos o tres
veces por semana) pasando la punta de un trozo de madera (como un lápiz)
entre los surcos, teniendo el cuidado de no hacer daño a las raíces.
La escarda se aprovecha para arrimar substrato a la base de las plantas con el
fin de evitar que las raíces queden expuestas al sol, porque esto afecta
negativamente su función fundamental que es absorber agua y elementos
nutritivos. (a esta labor se le denomina aporque. En cultivo de rabanito es
indispensable realizarla cada semana haciendo además una leve presión con
las dos manos sobre el cuello de la planta para estimular la formación del
“bulbo”, pues los substratos por ser livianos no dan, como la tierra, suficiente
presión para estimular este proceso.
Debido a la lenta descomposición de los substratos sólidos y a las pocas
probabilidades de contaminación por micro organismos dañinos, no es
necesario cambiarlos después de cada cosecha.
Eliminación de raíces y reposición de substrato:
Se recomienda sacar los excesos de raíces del cultivo anterior aplicando al
mismo tiempo mucha agua para lavar las sales que el cultivo no consumió y
reponer la cantidad (de la misma mezcla) que se ha perdido al realizar las
labores de manejo (escardas, aporques, transplantes) para dejar el nivel
en el mismo lugar donde se dejó la primera vez que se llenó el contenedor
(un centímetro abajo del borde).
Aireación en el sistema de raíz flotante:
En el sistema de cultivo de raíz flotante, para airear es indispensable agitar
la solución nutritiva al menos tres veces por día utilizando métodos sencillos
con el fin de que se redistribuyan los elementos nutritivos y para oxigenar la
solución; si esto no se hace, las raíces empiezan a ponerse oscuras y a limitarse
en la absorción de alimentos y agua. También se forman algas (lama verde)
que le da mal aspecto al cultivo y alteran su desarrollo porque ellas (son
plantas inferiores) consumen parte del alimento destinado a las plantas,
principalmente elementos menores.
La aireación se hace levantando y sosteniendo la lámina de durapax y agitando vigorozamente la mano con los dedos abiertos dentro del agua para formar
burbujas.
Los cultivos también se deben cuidar de los excesos de sol o de temperaturas
muy altas o muy bajas.
Fuente: César H. Marulanda Tabares
Experto en Hidroponía Familiar
Consultor PNUD
Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo